Crónica completa: Media Maratón de Getafe 2008

Desde pequeño nunca se me dio bien el deporte. Me gustaba pero mi complexión hacía que me cansara pronto y no fuera suficientemente bueno en nada. No era obeso pero estaba “gordito”. Teníamos esa edad en la que ser niño y no ser bueno jugando al fútbol era mucho peor incluso que estar gordo. Y yo cumplía con ambos requisitos, vaya.

Un año me apunté a las escuelas deportivas de
mi pueblo. Yo tendría 9 ó 10 años, y quería aprender a darle patadas a un balón a toda costa. Iba a los entrenamientos 3 días a la semana, pero era muy malo. “Tú jugarás de defensa, defensa izquierdo”. Ése era el puesto de los que no sabíamos jugar con ninguna de las piernas. Los que sabían eran delantero centro, claro.

¿Futbolista yo?


Recuerdo el primer partido de la liga: jugué solo
el segundo tiempo, pero lo hice bastante bien. Es decir, no metí en propia meta ni nada de eso. Incluso el entrenador me dijo “muy bien”. Al siguiente partido me gané la titularidad, un premio que duró unos 15 minutos, hasta que volví a lo de siempre: no parar ni una, apartar la cara cuando venía el balón, etc.

Creo que a partir de ahí no me pusieron en ningún otro partido, claro. Yo si fuera el entrenador hubiera hecho lo mismo. Perdíamos siempre 14-3 y cosas por el estilo. Estaba claro que el fútbol no era lo mío.

Pero yo sabía hacer otras cosas: era bueno est
udiando y, los que en clase de “gimnasia” se reían de mí, en matemáticas necesitaban mis explicaciones, mis deberes, … Vaya, qué cosas, y yo que pensaba que solo era el gordito de gafas que no sabe jugar al fútbol, que cuando coge la bicicleta no puede ir de los primeros y termina siempre detrás incluso de las chicas.

Fue el 11 de abril de 2004 cuando decidí que ya estaba bien de ser ese gordito. 87 kilos para mis 1.69 avalaban dicho título. Ese día empecé a salir a correr. Mi madre ya me lo venía diciendo tiempo (gracias a ella, todo hay que decirlo, hoy no peso más de 100 kilos). Pero yo tengo ese defecto, o virtud: hasta que no se me mete algo en la cabeza no lo consigo.

En mi época de 87 kilates con Cristina.


Empecé corriendo 15 minutos. Uf. Comía menos, claro, para intentar perd
er algo de peso. Poco a poco pasé de correr 15 a aguantar 30. ¡Impresionante! Entonces estaba en 4º de carrera, en Valencia, y salía siempre desde mi residencia hasta la playa del Cabanyal, ida y vuelta por el paseo marítimo, baño de 5 minutos en la playa (qué lujazo) y vuelta a seguir estudiando. Las señoras que paseaban a veces se decían unas a otras: “Mira, ese chico viene muchas tardes a esta hora”.

En 4 meses perdí 16 kilos. Me sentía muy bien. Igual de bien que me sentí durante los 21 años anteriores, que conste. Lo que me hacía sentirme bien era que est
aba siendo capaz de conseguir lo que me proponía. Yo sabía hacerlo en otros aspectos, pero no en el de adelgazar y hacer deporte. Acababa de cruzar una puerta más, la mente se iba haciendo más fuerte.

Ekiden Torrejón. 18 noviembre de 2007.

Marzo de 2006. Empiezo a trabajar en Madrid. Mi primer trabajo. Un chico pone un anuncio en la intranet: “El mes que viene es la Media Maratón de Madrid. Apuntaos, lo pasaremos bien”. Pienso que estaría muy bien ser capaz de aguantar 20 km corriendo. Yo solo aguantaba 5 ó 6. A lo mejor 8 incluso. Pero no 21. Me apunté, porque hasta que uno no se apunta no se lo empieza a creer. Pero hacía tiempo que no salía sistemáticamente y decidí, sabiamente, no hacer locuras.

Enero de 2007. Este año sí. Desde que termina la navidad empiezo a salir a correr casi todas las tardes. Pasan los meses y cada vez aguanto más. Empiezo a leer blogs de gente que trabaja, tiene familia, y también corre. Gente como yo. Muchos empezaron también de forma accidental, para mejorar su salud o perder peso, o para desconectar del estrés. Y ahora son referentes para otros como yo.

El 15 de febrero hago mi primera tirada de 10 km. ¡Soy un superhombre! El 25 de ese mismo mes llego hasta 15. No me lo podía creer. Sabía que el sufrimiento y la victoria estaban íntimamente relacionados.

Tras terminar la media maratón de montaña de Calasparra en 2007

El 1 de abril hice 1h39’02” en la Media Maratón de Madrid, mi primera media maratón. Llegué con lágrimas en los ojos pensando en toda esa gente que nunca creyó que aquel niño, que nunca hizo deporte bien, que estaba gordito, que llegaba siempre el último, iba a ser capaz de correr 21 kilómetros sin parar.

Ayer, con más carreras en las piernas, crucé otra puerta: 1h29’49”. Tan válida como muchas otras. Las sensaciones, como bien dice uno de esos sabios en su blog, son las mismas: superación personal. Demostrarme a mí mismo que soy capaz de conseguir muchas cosas, aunque para mucha gente no tengan sentido. En su día fue sentirme mejor, perder peso. Hoy es ir un poco más rápido. O terminar. O ayudar a alguien en su primera carrera de 10 km. Todo es lo mismo: superación personal. El rival no es el de al lado, sino el de dentro. O mejor, el del pasado. Mi “yo” actual ha superado en algunos aspectos al “yo” del pasado. Igual que todos vosotros. Bravo.

Con Sergio en el km 5 de la media maratón de Getafe.


Sin duda alguna la media maratón de Getafe es de las mejores que he corrido hasta ahora: circuito muy llano, muy buena organización, muchos participantes y de gran nivel, una bolsa increíble … Y por si fuera poco, desde ayer se ha convertido en el sitio en el que más rápido he corrido los 21.097 km. Aunque todo a su tiempo.

El día acompañó desde el principio: muy buen tiempo (corrí de manga larga -error- y pasé calor), nada de aire, y una compañía impresionante: Miguel (Elmorea), Sergio (Mayayo), Alex (Cameo), Pedro Pereda (Nitxi), Nico, Alberto, Pablo y el que suscribe íbamos a ganarle el pulso a esta distancia cada uno desde su objetivo particular. Para mí era la culminación a meses de entrenamientos, de series y de perseverancia en busca de bajar de 1h 30min.

Tras vernos, hacer las presentaciones pertinentes, reírnos un rato, hablar de los “tapaos” del día, Sergio y yo calentamos un poco (demasiado poco quizás, mea culpa pero viajar en cercanías tiene esa emoción) y nos dirigimos a los arcos de salida. Ambos queríamos bajar de 90 minutos, por lo que tomamos posiciones bien delante porque ya se sabe que en Madrid o vas así o tienes que ir haciendo slalom pasando a gente que va casi andando. Aquí os dejo un vídeo de la salida grabado por Cristina. Nosotros salimos desde el arco rojo, pero tal vez tú, querido lector, te veas en el vídeo. ¡Búscate!

Empezamos al ritmo planeado: 4’15”. Bueno, incluso un poco más rápido de la cuenta. En el km 2 nos damos cuenta y bajamos un poco por el bien de ambos. A partir de ahí todo fue muy bien hasta el km 7, en el que Sergio se empezó a quedar. Con mucho dolor seguí a mi ritmo, deseando que me pillara en cualquier curva. Seguí y pasé por el km 10 en 42:30. ¡Clavado!

A partir del 12 empiezo a notar cansancio. El gemelo empezó a decir “ahí estoy yo”, pero ya era tarde para dejarlo. Era un “ahora o nunca”, era el día de cumplir algo que me hacía mucha ilusión.

Llegué al 15 y de ahí en adelante ya pensaba solo en tramos de 1 kilómetro. Sufriendo bastante llegué al final, esprintando un poco pero mucho menos de lo que me gustaría. Miro el reloj y veo que estoy debajo de la hora y media. ¡¡¡No me lo creo!!!

Últimos metros! Objetivo conseguido! 1h29’49”


Al final me encontré con Cristina, con Sergio, con Miguel y con todos los que corrimos y las que animaron el domingo. El ambiente fue estupendo. Todos estábamos muy contentos porque habíamos dado una muestra más de que podíamos terminar lo que nos proponíamos. Aquí dejo una foto final realmente bonita. Un día que sin duda merece la pena recordar. Gracias a todos/as!!!

Foto finish: Arriba (izqda a dcha): Nico, Alberto y Sergio.
Centro (izqda a dcha): Pedro, Cristina, Pablo, Miguel y Encarni

Abajo (izqda a dcha): Pedro Pereda, Alex, Ron, María José y Gema.
¡¡¡Falta Ana que está tirando la foto!!!
PD: Un vídeo más de los momentos finales de relajación ^^


17 Respuestas a “Crónica completa: Media Maratón de Getafe 2008

  1. Pedro… Este post de hoy es sencillamente genial. Es de los mejores que he leido, asi que con tu permiso lo guardaré en mi carpetita de “posts de blogueros”. Eres un cabroncete porque se me ha saltado la lagrimilla con toda la primera parte. Muy emotivo y encerrando una de las verdades que tiene esta afición: luchar contra los propios límites por el gusto de decir “puedo”. Y tú has podido, pero es que además, acabas de empezar como quien dice, o sea que en 3 años de constancia te puedes asustar a ti mismo si haces las cosas bien. Aunque nunca olvides que ninguna marca es más importante que otra; sólo superarse es lo que vale y además yo diría que no es superarse sino más bien el camino que recorres para ello. Un camino que te dejará miles de experiencias y sensaciones alucinantes.
    En fin, Felicidades de nuevo. Has hecho bien las cosas y ahí tienes tu premio. Un abrazo y cuando lleve al cole a los peques me pondré con mi relato del domingo.

  2. Pedro he disfrutado leyendo este magnífico post. Estar por debajo de la barrera de la hora y media en los 21 km es para estar contento.
    Yo en su momento también baje de peso, 28 kilos, ¡ a pesar de tener 14 años mas no me cambiaría por aquella imagen de entonces! Saludos y enhorabuena.

  3. Sí se puede!

    Pues tal cual dice Barney, yo tambien me he emocionado al leerte. Y cómo no…

    Impagable esa foto bajo los molinos, sí señor.🙂
    Y vaya progresión!

    Si llevas 1 año dándole en serio, y dicen que el tope se alcanza a los 7, pues…
    Casi que no empieces con las carreras de montaña, que vamos a tener que pasarnos al equipo KTM para poder seguirte😉

    Insisto: ¡Enhorabuena por la carrera del domingo!
    Porque lo pasamos fenómeno ; y porque pasaste una puerta especial. Una que se merece pararse un ratito y mirar atrás para disfrutar lo que se ha recorrido.

    PD: Ah! Revisa tu blogger porque es la 3ª vez que dallas se queda bloqueada sin poder dejarte comentario ¿?

  4. Joer, mereció la pena esperar.

    Muchas veces los que leemos sin conocer a la persona que escribe ignoramos lo que hay al otro lado de la pantalla. Hoy he visto un ejemplo de superación, de sacrificio y de trabajo. Hoy me alegro aún más por tí, por lo satisfecho que te tienes que sentir al comparar el antes y el después, y por el poco tiempo que has necesitado para darle la vuelta a tu vida de una forma tan radical.

    Un abrazo.😉

  5. Reitero mis enhorabuenas. Gran carrera y gran superacion.

    Yo creo que esto del correr tiene una cosa buena que el resto de las cosas de la vida no siempre te da y es que el trabajo tiene una recompensa asegurada en forma de marca, de logro, de superación.
    Gran cronica, pero ¡¡tenias mejor aspecto antes¡¡¡ (es que yo soy de la antigua escuela, de los que identifica estar un poco rollizo con la salubridad).

  6. Este post se merece un fundo:
    FUNDOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO

  7. Un placer leerte, de verdad. Superación personal. Y además le unes muchas ganas: para entrenar, para superar el frío (o el calor), para cuidar la alimentación , para ayudar en una media a que otros la terminen y, para volver a entrenar. Mi enhorabuena por cumplir ese reto que te habías planteado, y si te sirve, al menos yo, antes de ese sub-90, ya sabía por un lado que ibas a ser capaz de hacerlo, y por otro de que ya mismo tienes otro reto para superarte nuevamente, y no me cabe duda que lo harás. Por cierto, no has contado que si bien en el fútbol no iba la cosa bien, en natación, las carreras con tu hermano, son dignas de mención.
    Bueno, un abrazo.
    Nos vemos pronto.

  8. Creo que todos nos sentimos en parte identificados con tu historia. Cada uno tuvo sus motivos para empezar pero lo cierto es que nos enganchó y de qué manera.

    En tres años has conseguido unos objetivos muy serios (los que lo hemos intentado sabemos lo que cuesta) y los que te quedan porque la madurez de un corredor se alcanza alrededor de los 7 años de entrenamiento.

    Esta vez le voy a dar la enhorabuena a los que te rodean y te apoyan en cada paso adelante que se lo merecen y mucho.

    Tu vete abriendo puertas que otros iremos detrás tuyo.

    Un abrazo campeón.

  9. Barney, todo lo que cuento en la primera parte es real. Pero como verás es muy parecido a lo que contaste tú en su día y a lo que cada uno ha vivido: superación. En un aspecto o en otro, da lo mismo. Llevas mucha razón en lo que dices, lo importante no es la marca sino el camino.
    ¡¡Voy rápidamente a tu crónica!!

    Paco, sí que estoy contento. Yo en total bajé 25 kilos y tampoco me cambio por mi anterior imagen. Un saludo y mucha suerte el domingo😉

    Mayayo, la foto de los molinos me encanta!!! No sé lo que pasará de aquí a 7 años, pero espero seguir sano, disfrutando con el deporte, mejorando si puedo y, por supuesto, compartiendo momentos con gente como vosotros😉
    Por cierto … no sé qué puede pasarle a Dallas :((( Yo no he tenido nunca ningún problema.

    Carlos, muchas gracias por tus palabras. Realmente cuento cosas que todos hemos vivido en algún campo de nuestra vida. Vivencias que nos ayudan a ser mejores, que en verdad es lo que importa. No tengo más mérito que tú o que cualquiera de los que pasáis por aquí😉

    Elmo, gracias por todo. A mí lo que me gusta también es que los que no somos de la élite competimos cada uno contra sí mismo, no contra los demás, y eso me parece muy noble.
    Por cierto, mi madre, mi padre, mi abuela y mucha más gente también me veían mejor antes!! jajaja A veces mi abuela me dice “a ver si te recobrar un poco, hijo”.

    Rikel, gracias por ese FUNDOOOOOOOOOOOOO. Estoy fundiendo a mucha gente y me estoy fundiendo a mí mismo. Por cierto, dile a Fernando (al pequeñín) que ya he bajado de 1:30 (se lo avisé en septiembre en la media de Albacete, lo recuerdas?). Un abrazo bien grande.

    Ser, tú también has tenido parte de culpa en este buen resultado!!! Gracias, de verdad. Lo de las carreras de natación estaba muy bien, sí, aunque ninguno éramos unos figuras (bueno, mi hermano se llevó varias medallas en las competiciones del pueblo … ). Por cierto, hoy he estado nadando y al tercer largo (de 25m cada uno) iba ya respirando cada dos brazadas y cansadísimo!!! Pero qué bien me ha sentado para las piernas, las tengo nuevas.

    Germán gracias por esa enhorabuena a las personas de alrededor, se la merecen. Hombre, sigo siendo un corredor del montón, pero me siento bien por haber conseguido lo que me propuse y haber dado un paso más. Pero como dice Barney, lo importante es el camino, no la marca. Sentir que somos mentalmente fuertes. Y vosotros lo sois igual que yo😉

  10. Efectivamente, como dices en el post de hace unos días, NO es sólo una carrera. Es una lucha interna. El enemigo es el de dentro, o el yo del pasado. Sólo esas luchas son las verdaderamente productivas. Y enriquecedoras. Enseñan. Forman. Construyen. Y no tienen porqué ser huidas hacia adelante siempre, pueden ser retos, pueden ser metas, pueden ser un fin en sí mismas.

    Cómo me he alegrado leyendo la primera parte de la entrada… he pensado: ese es el Pedro que yo conocí. Al principio. Supongo que no te gustará recordar eso, o que te lo recuerden. Pero sí. El Pedro HEAVY, el Pedro melenudo, el Pedro de puta madre, el Pedro tímido, reservado, pero sociable… Ahora, supongo que todo igual: heavy, tío de puta madre… (pero sin melena… y bueno, infinitamente deportista🙂 Enhorabuena Pedrete!🙂
    Te mando un abrazo enorme.
    Todos nos tenemos que enfrentar a nuestros monstruos más tarde o más temprano… y más vale antes que después.

    “Sabía que el sufrimiento y la victoria estaban íntimamente relacionados.”
    Aquiles,
    luego Aragorn,
    y ahora Pedgomar.

    🙂

  11. Buen post. Logras reflejar ese afán de superación y el orgullo de alcanzar lo que nos parece imposible que nos empuja a muchos.

    Saludos y buenas carreras.

  12. Barakkhazad (o Carlos Sergio, que os ponéis unos nombres que no hay quien los escriba :P) no me importa ni recordarlo ni que me lo recuerden, como bien has dicho era la misma persona que soy ahora pero con una limitación más. Lo que importa es el interior, pero superarse creo que siempre es positivo, independientemente de en qué ámbito de la vida sea.
    La melena murió (qué rabia), pero muchas cosas espero que sigan igual. Y otras, como ves, han mejorado ^^
    Un abrazo para ti también. A ver coincidimos algún día, que hace ya mucho tiempo que no nos vemos.

    Cientounero, gracias! Me alegro de que os haya gustado y bueno, alguien que corre 100km sabe bien lo que es superarse😉

  13. Joder tio, vaya crónica, nos has puesto a todos los pelos como escarpias.

    De todo corazón enhorabuena.
    No hay nada como el contar como se llega a lograr algo. El mero comentario “he logrado bajar de 1h 30 min en una media…” sin duda se queda vacio para los que no lo intentaron alguna vez, pero el contarlo como lo has realizado tu, lo entenderá casi todo el mundo, corredor o no.

    Felicidades de nuevo fiera.

  14. Bueno, ya está todo dicho.🙂

    Enhorabuena por tu bitácora, por tu relato y por el “peaso” marcón (¡cómo venís las nuevas generaciones!)🙂

    Y menos mal que lo he leído en casa y no en el trabajo, que a veces me surge la sensibilidad entre tanta bilis…😉

    Saludos de otro que bajó desde los 98 Kg. y le empezó a dar a la zapatilla cuando dejó el “fúrbo”…

    ♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦
    http://cocolocus.blogspot.com/

  15. Cameo, muchas gracias. Me alegro de haberlo compartido con vosotros “in situ”. Lo que buscaba con el relato es añadir más datos al simple número para que, como tú dices, todo el mundo lo pueda entender.

    Cocolocus, gracias a ti también. Me alegro de haber desatado tu sensibilidad jiji.

  16. 🙂

    yo también hecho de menos mi “melena”… *-)

    ayer hice CoCos… y a que no sabes quién estaba en el examen???
    ¡¡Parras, tío!!!
    🙂

  17. Mi más sincera enhorabuena muchacho, esa lucha y ese afán de superación merecían ese premio.

    A ver si nos volvemos a ver pronto por alguna carrera, y sí, seguro que te comes mapoma con patatas😉

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s